Evangelio del día: «Si yo echo los demonios con el dedo de Dios, entonces es que el Reino de Dios ha llegado a vosotros». Lc11,15-26

Día Mundial por la Protección de los Animales

LA 'CASA COMÚN' NECESITA LA DEFENSA DE LA BIODIVERSIDAD
Día Mundial de la protección de los animales

Somos cada vez más conscientes de que la diversidad biológica es un bien mundial de gran valor para las generaciones presentes y futuras. Y, a la vez, la realidad muestra que el número de especies vivientes disminuye a un ritmo acelerado, debido a la actividad humana y a la contaminación que ésta genera.

El Papa Francisco, en su Carta encíclica Laudato Si, nos recuerda la importancia de cuidar la Madre Tierra, nuestra Casa Común, ya que todos los elementos de la creación están conectados, por lo que nada de este mundo nos resulta indiferente.

El Papa Francisco ha recalcado en varias ocasiones que cada criatura tiene una función y ninguna es superflua. Todo el universo es un lenguaje del amor de Dios, de su desmesurado cariño hacia nosotras y nosotros. El suelo, el agua, las montañas, todo es caricia de Dios.

En este Día Mundial de la protección de los animales recordamos que la biodiversidad es la base de nuestra alimentación y salud, el catalizador clave para transformar los sistemas alimentarios y mejorar la salud de los seres humanos. Se hace imprescindible un cambio transformador, individual y colectivo, que haga compatibles nuestra forma de vida y el cuidado de todos los seres vivos. Es nuestra herencia y el patrimonio común de la humanidad y, como se ha dicho estos días de movilizaciones frente a la emergencia climática: “NO HAY PLANETA B”.

Comisión por la Ecología Integral
Diócesis de Vitoria

Vitoria-Gasteiz, 4 de octubre de 2019
Día Mundial por la Protección de los Animales

© 2022 Diócesis de Vitoria / Gasteizko Elizbarrutia