Objetivos del Servicio del Laicado

Impulsar el desarrollo de la misión de los laicos cristianos, hombres o mujeres, en la Iglesia y en la sociedad.

Este objetivo general se desarrolla en los siguientes objetivos específicos:

  • Ayudar a que todos los miembros del laicado cristiano, hombres o mujeres, descubran y valoren su identidad eclesial y asuman activamente su propia misión. Lograr que esa identidad y misión propia del Laicado sea efectivamente reconocida y valorada por los presbíteros, religiosos y religiosas.
  • Promover una espiritualidad específica del laicado como forma de vivir la propia vocación cristiana en la Iglesia y en el mundo.
  • Animar y acompañar el compromiso transformador de los hombres y mujeres laicos en los ambientes y en la vida pública, en la vida familiar, la educación y la cultura, el trabajo y el tiempo libre, la economía y la política.
  • Impulsar el asociacionismo laical coordinando en diferentes áreas y niveles las asociaciones, movimientos y grupos laicales, y facilitar su integración en la Iglesia diocesana, aportando su propio carisma y estilo.
  • Apoyar activamente la participación corresponsable de las personas laicas en los servicios, ministerios, consejos y acciones de las comunidades eclesiales. Y, desde esa participación, contribuir con la sensibilidad propia del laicado a la apertura y compromiso de las comunidades con las realidades concretas del entorno social.
  • Establecer y orientar unos cauces específicos de formación del laicado para impulsar el desarrollo de su identidad cristiana, su compromiso social y sus responsabilidades eclesiales.