Evangelio del día: «Lo condenarán a muerte». Mt20,17-28

Relevo en la dirección de Jeiki

La Fundación Jeiki –conocido anteriormente como Proyecto Hombre–, que cuenta con casi cuatro décadas de trayectoria en Álava ayudando a combatir las adicciones en hombres y mujeres de toda edad y condición, cuenta con un nuevo gerente.

Jesús María Gutiérrez asume las riendas de Jeiki tras la gestión durante un lustro del vizcaíno Javier Mariño.

Gutiérrez, de 49 años, es natural de Vitoria-Gasteiz. Tras superar sus estudios universitarios de Trabajo Social y especializarse en Mediación Familiar a través de un master, comenzó sus primeros pasos en el sector sociocultural dentro de instalaciones municipales de Vitoria-Gasteiz. Ha sido profesor en centros de formación diocesanos –CIP– con jóvenes de entre 16 y 18 años que no habían superado sus estudios. Ha trabajado en el Gobierno vasco dentro del Departamento de Servicios Sociales. En 2008 fue elegido primer Defensor del Menor en el País Vasco por parte del Parlamento vasco.

En 2010 se incorporó como trabajador social en el Ayuntamiento de Vitoria en el área de Atención Primaria. Dos años Cáritas le reclutó para el sector rural convirtiéndose en el responsable de la acción caritativa de la Iglesia en los pueblos de la provincia, con especial atención a familias y a voluntarios.

Su primer acto público fue el pasado miércoles 19 de abril en el Museo Artium, donde recogió el galardón otorgado por la emisora de radio Cope Vitoria en su gala anual de ‘Alaveses del Año’. Jeiki fue reconocida, entre otras entidades y empresas alavesas, por sus más de 35 años al frente de la lucha contra las adicciones.

Este proyecto nació en mayo de 1987 por impulso del entonces Obispo de Vitoria, Mons. José María Larrauri. Tras casi cuatro décadas, hoy se ha consolidado como un importante recurso social en Vitoria-Gasteiz y en toda la provincia. La Diócesis sigue impulsando su labor como uno de los principales pilares sociales de la Iglesia en Álava.

© 2024 Diócesis de Vitoria / Gasteizko Elizbarrutia