fbpx
Evangelio del día ¿Qué quieres que haga por ti? Señor, que vea otra vez Lc18,35-43

Los salmos y el Evangelio, en la Librería Diocesana

Resultado de imagen de Alabanzas al Señor puigdollers

Alabanzas al Señor

Salmos para la vida

Autor: Rodolfo Puigdollers
Edita CPL editorial

El libro de los Salmos es el «cantoral» en el que Jesús fue educado en Nazaret, que le acompañó a lo largo de toda su vida y al que se referirá en circunstancias muy diversas. En el libro de los Salmos se expresa, como en ningún otro lugar, la dimensión dialogal del ser humano con Dios. Más allá de la experiencia personal e individual, rezar con los salmos supone situarse en la solidaridad con toda la humanidad, en sus alegrías y esperanzas, en sus sufrimientos y gritos de auxilio.

Rodolfo Puigdollers ha preparado esta edición, que comprende una excelente introducción a la forma literaria del libro de los Salmos, y que presenta el texto de los 150 salmos, abreviados y adaptados a un lenguaje de fácil comprensión espiritual, de modo que favorezcan la oración de los salmos en la vida diaria de personas y comunidades cristianas.

Resultado de imagen de El evangelio marginado

El evangelio marginado

Autor: José María Castillo
Edita Descleé de Brower

Está al margen, o marginado, lo que no se aprovecha y queda fuera de lo útil. Lo marginado es lo que no nos sirve, lo que nos estorba, por eso lo apartamos de nuestras vidas. Esto es, en demasiadas ocasiones, lo que la Iglesia ha hecho con el Evangelio de Jesús. Por supuesto que en las iglesias se habla del Evangelio, se predica y se respeta, pero la Iglesia no está organizada ni gestionada de acuerdo con el Evangelio. Tampoco la gran mayoría de los cristianos vivimos de acuerdo a él. Más aún, en muchas cuestiones vivimos contra él. Lo que más cuida la Iglesia no es la fidelidad al Evangelio, sino la observancia de la Religión y, por eso, hemos convertido el Evangelio en un acto más de la Religión, siendo así que fue la propia Religión la que mató a Jesús porque no soportaba su Evangelio. ¿Y por qué ha ocurrido esto? ¿Cuáles son sus consecuencias? ¿Qué futuro puede tener una Iglesia que vive en semejante contradicción? ¿Acaso Jesús no fue un hombre profundamente religioso? Y si así fue, si anunció el Reino de Dios, si decimos de él que es el Hijo de Dios, ¿cómo afirmamos que la Religión mató a Jesús? A estas preguntas y a muchas otras intenta responder este libro.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia en la web. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies