Evangelio del día El que permanece en mí y yo en él, ése da fruto abundante Jn15,1-8

Misericordia y Ciencia—Religión, en la Librería Diocesana

Ciencia y Religión. Perspectivas Históricas

Ciencia y religión. Perspectivas históricasAutor: John Hedley Brooke
Edita SalTerrae

John Hedley Brooke ofrece en este volumen una introducción y una guía crítica a uno de los temas más fascinantes y persistentes en el desarrollo del mundo moderno: la relación entre el pensamiento científico y la creencia religiosa. Es sabido que en las sociedades occidentales ha habido períodos de crisis en los que la nueva ciencia fue amenazada por la autoridad establecida.

El juicio a Galileo, en 1633, y el alboroto causado por El origen de las especies (1859) de Darwin, son dos de los ejemplos más famosos. Teniendo en cuenta la investigación más reciente en el ámbito de la historia de la ciencia, Brooke adopta una mirada novedosa sobre estos y otros episodios similares, mostrando que la ciencia y la religión han sido recíprocamente relevantes de formas tan ricamente variadas que no son posibles las generalizaciones simplistas.

El resultado de su investigación es un análisis brillante, revelador, sutil y matizado, que ha contribuido a cambiar el modo en que los especialistas y el público culto perciben las relaciones entre la ciencia y la religión

El amor es contagioso

Resultado de imagen de El amor es contagiosoAutor: Papa Francisco
Edita Mensajero

Un libro del papa Francisco que reúne todas sus intervenciones, homilías y meditaciones en la casa de Santa Marta (El Vaticano), que giran en torno a la justicia, entendida como misericordia y amor.

Hay un hilo conductor que atraviesa todo el magisterio de Francisco: el tema de la justicia, que, para el Papa, es el otro nombre de la misericordia, del amor. Para el pontífice argentino, todas nuestras acciones tienen consecuencias y hasta el más pequeño fragmento de inmoralidad que haya anidado en las estructuras de la sociedad contiene siempre un potencial de destrucción y de muerte.

Pero hay también otra «justicia» a la que Francisco no se cansa de referirse: si vivimos según la ley del «ojo por ojo y diente por diente», nunca saldremos de la espiral del odio. Solo la ley de Jesús –que perdonó a sus asesinos desde lo alto de la cruz– puede salvarnos, anunciando un juicio sobre nuestra vida terrena en el horizonte misterioso del Amor incondicionado: la Misericordia. El lector encontrará en este evangelio de la justicia un itinerario rico en sugerencias que le permitirán orientar sus propios deseos, sus propias opciones y su propia acción cotidiana en el mundo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies